La reseña “nindie” por Rigo Domínguez: Pulling No Punches

¡Hola, hola, Behind Gaming! ¿Cómo les va? Espero que muy bien, y si no, recuerden que todo siempre puede mejorar. Acá Rigo Domínguez pasando a saludarlos y, como siempre, también a compartirles mi opinión acerca de un juego indie que puede encontrar en la tienda digital de Nintendo Switch. En esta ocasión se trata de Pulling No Punches, y acá les cuento de qué va y qué tal está.

Te podría interesar: Pulling no Punches, la crítica a la pandemia de Braindead Broccoli

QUByte Interactive es la compañía encargada de traernos Pulling No Punches, videojuego desarrollado por el estudio de Brasil BrainDead Brocoli. Se trata de un beat’em up de desplazamiento lateral en 2D al más puro estilo de la vieja escuela, en el que debemos hacer entrar en razón –a las malas- a todos los que se niegan a protegerse de un terrible virus que ha invadido la ciudad.

En este título claramente basado en “cierta pandemia ocasionada por cierto virus”, acá podemos controlar a uno de cuatro personajes, cada uno de ellos con movimientos básicos para “persuadir” a los que no se cuidan, como golpes, patadas, cabezazos y agarres. Un arsenal básico que al comienzo puede sentirse pobre e incluso con una movilidad lenta, pero que conforme avanzamos aumenta gracias a los ataques únicos que vamos desbloqueando, permitiéndonos realizar diferentes combos haciendo que el gameplay sea más satisfactorio. La única queja, es lo lento que es v oltear para atacar a los oponentes que te quieren atacar por detrás.

Dejando atrás la parte de la jugabilidad, visualmente es un trabajo bastante sobresaliente. El estilo de arte tipo caricatura esta muy cuidado, con personajes y escenarios coloridos y llenos de detalles, lo cual resalta aún más gracias a las animaciones tan fluidas de los movimientos de todos los personajes. Adicionalmente, tenemos unas cuantas cinemáticas muy bien hechas. Todo esto, logra que nos sintamos como si estuviéramos jugando una caricatura.

Además de la ya mencionada lentitud para girar, el otro punto negativo más importante del juego lo encontré en la parte técnica, puntualmente en los tiempos de carga, los cuales en ocasiones son excesivamente lentos. De esos que nos dan suficiente tiempo para, por ejemplo, dar un vistazo a nuestras redes sociales.

Otro de los puntos a destacar, es el humor del juego, atacando cada que puede a quienes optaron por no cuidarse durante la pandemia global iniciada en 2020, representando a gobernantes, religiososo y comunidad en general que menospreciaron el impacto del virus. No se menciona nunca directamente dicho evento, pero las alusiones son claras. Podremos estar a favor o en contra de esta postura, pero aplaudo que los desarrolladores fueran directos en su mensaje.

Conclusión

Si le quitáramos la trama de luchar contra quienes no se cuidaron durante la pandemia –honestamente, no si hablar en pasado o presente-, Pulling No Punches es un beat’em up sólido en términos generales, visualmente muy lindo y genuinamente divertido, ideal para esos momentos en los que únicamente quieres tomar un control y ponerte a golpear a todos, ya sea tu solo o de manera cooperativa invitando hasta a 3 amigos más. Lo malo, es que no habrán pasado ni un par de horas cuando ya lo habrás terminado.

Calificación

Puntuación: 3.5 de 5.

Y eso es todo, hemos llegado al final de esta reseña. Como siempre, agradezco enormemente a Behind Gaming por el espacio, ya que siempre es un placer compartir mi opinión acerca de un juego indie y ayudar a darle un poco más de foco a este tipo de desarrollos que, cuando menos lo esperamos, nos sorprende con verdaderas joyitas. Sin más que agregar por ahora, nos vemos en la próxima ocasión. ¡Jueguen mucho!

I received a free review copy of this product from https://www.keymailer.co

Sé el primero en comentar

Deja un comentario