Nintendo Hoy presenta la reseña “nindie”: My Little Universe

¡Hola, Behind Gaming! Soy Rigo Dominguez, como siempre esperando que se encuentren muy bien, disfrutando de alguno de los lanzamientos más recientes, que vaya que hemos tenido juegos muy buenos últimamente. O igual y están dándole a un juego de esos de “toda la vida” jeje, aquí no se juzga a nadie. Pero si están buscando algo nuevo para probar, en esta ocasión vengo a platicarles un poco acerca de My Little Universe. ¿Qué es? ¿De qué se trata? Vamos con el análisis.

Te podría interesar: Nintendo Hoy presenta la reseña “nindie”: World of Horror

Saygames y Estoty son los encargados de traernos My Little Universe, una aventura cuyo nombre me parece más que apropiado, ya que nos invita a darle forma a nuestro propio universo al explorar múltiples mundos y devolveros a sus años de gloria, esto mediante la recolección de materiales y recursos. Por supuesto, la tarea no será sencilla, ya que en cada mundo nos toparemos con una serie de monstruos que no son precisamente muy fans de los cambios.

Algo que me gustó bastante de este título, es su tutorial, ya que su diseño nos permite rápidamente conocer y acostumbrarnos a las mecánicas de juego. Nuestra odisea da inicio en un planeta desconocido en el que, con ayuda de un hacha y un pico, debemos talar árboles y recolectar minerales, respectivamente, los cuales nos sirven para expandir el lugar y encontrar más materiales, hasta finalmente poder construir una nave espacial que nos lleva, ahora sí, a nuestro primer mundo: Gaia.

Una vez estado en Gaia, repetimos el proceso de recolectar materiales, con la diferencia de que aquí podemos también ir subiendo de nivel y construir más objetos, como una espada, bastante útil a la hora de enfrentarnos a los monstruos del lugar. Cada que acabamos con algún monstruo, éste nos da unas monedas, las cuales sirven para intercambiarlas por mejoras para nuestro equipo y así estar listos para hacerle frente a los nuevos retos.

Ya que hemos obtenido determinada cantidad de materiales, construimos un portal que nos lleva al siguiente planeta. En total, tenemos 9 planetas y más de 60 calabozos repartidos entre ellos, repletos de monstruos y uno que otro jefe final.

Los controles del juego son bastante intuitivos. Por ejemplo, podemos hacer que nuestra hacha corte un árbol simplemente pasando junto a él, en lugar de estar presionando un botón. Claro, si preferimos hacerlo de manear manual, también tenemos la opción. El estilo visual es bastante sencillo, recordando a juegos como Human Fall Flat, lo cual funciona bastante bien con este tipo de títulos de crafteo.

Por cierto, a diferencia de otros juegos de este tipo, contamos con modo cooperativo, perfecto si tienes a otra persona que guste de experiencias tranquilas mientras van recolectando materiales y construyendo espacios, en este caso, planetas.

Conclusión

Aunque al principio no le tenía nada de esperanzas a My Little Universe, terminó siendo una agradable sorpresa. Es un juego ideal para quien busca juegos de recolección de materiales y exploración. Aunque su ritmo podría ser algo lento para algunos y tornarse repetitivo muy pronto, sobre todo porque se necesita de mucho crafteo, la constante mejora de herramientas y el deseo de descubrir más lo convierte en una experiencia disfrutable y adictiva, para esos momentos en los que solo quieres jugar algo sin complicarte demasiado la existencia.

Calificación

Puntuación: 4 de 5.

Y listo, hemos llegado al final de la reseña semanal. Como siempre, muchísimas gracias a Behind Gaming por el espacio, y por ser un medio que continúa brindándole la atención que se merecen a los juegos desarrollados por estudios independientes. Hay muchas joyas por ahí sin tanto reflector, y es bueno saber que alguien está en busca de ellas. ¡Hasta la próxima!

Sé el primero en comentar

Deja un comentario